Introspección sobre cambiar el mundo

Cuando las soluciones a los problemas que han sido creados debido a desórdenes internos de los seres humanos atienden a las consecuencias provocadas, el remedio será temporal y no tardarán en aparecer otros problemas, ya que no se ha percibido la raíz sino el resultado o materialización de la confusión humana. Esto ocurre en todos los ámbitos, ya sea medicina, política o economía, por ejemplo. Como la causa no se ha detectado ni eliminado, las consecuencias no dejan de aflorar.
La revolución definitiva es individual, y la global, como mucho, una consecuencia de la primera. Para algunas personas esta idea puede resultar en frustración, ya que creen que es el mundo y sobre todo los demás lo que debe cambiar. O que ellos mismos tienen poder sobre los demás. El mundo, o más bien los seres humanos, deben evolucionar, pero estos solo pueden hacerlo de uno en uno. Si echas la culpa al mundo y no te haces responsable de cada uno de los pasos, movimientos y pensamientos de tu vida, te pasarás la vida en estado de espera.

Este cambio no se traduce simplemente en hacer las cosas de otra forma, aunque esto sería una consecuencia inevitable, sino en entender la vida y la existencia de una forma diferente: simplemente como es, sin aditivos como juicios o temores.
Tampoco se basa en encontrar ideas o ideologías mejores que las que hemos creado hasta ahora, sino más bien en atender a cada situación o persona con los requerimientos que esa situación o persona concreta necesite. Las ideas generalizadas y previamente establecidas alejan de tomar la mejor decisión para cada caso.

La forma más real de cambiar el mundo que está en tu mano es convertir tu micromundo en uno en el que haya paz cada instante. Para ello puede ayudar darte cuenta de que ya estás en paz total con todo y todos ahora mismo y por siempre. Sé la paz y enséñasela al mundo. Si lo haces de corazón, irremediablemente influirás positivamente en los demás, lo que sí está en tus manos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.